Ministrar a los enfermos crónicos: 20 maneras que toman 20 minutos

Rest Ministries, la organización cristiana más importante que sirve a los enfermos crónicos, hace poco logró una encuesta preguntando:”Enumere varios de los programas o elementos que una iglesia podría prestar para llevarlo a cabo más agradable” Abajo hay una muestra de las bastante más de 800 respuestas. 1. Mensajes de aliento. 2. Esfuércese por corroborar que los puestos de minusválidos en el baño trabajan y están limpios. 3. Las sillas o cojines acolchados harían la iglesia muchísimo más simple, o además espacio para una silla de ruedas. Y un espacio plus para que mi familia logre sentarse conmigo. 4. Sea abierto sobre un grupo de acompañamiento para enfermos crónicos como HopeKeepers. Me haría sentir muy particular, sabiendo que hay una comprensión de las pretenciones de la multitud que no en todos los casos son visibles. 5. Añada más estacionamiento para discapacitados, inclusive si son sitios temporales. 6. Educar a los ujieres que la gente que llegan tarde tienen la posibilidad de tener contrariedad para caminar o bajarse de los autos y van a necesitar asistencia. 7. Pida a los voluntarios que llamen a la gente con patologías crónicas para que las revisen cuando no lleguen a los servicios. 8. Cuando se dan las cenas, reconozca que quizás requiera asistencia para hallar la comida, o al menos comprenda que no podré aguardar en una fila extendida. 9. Tenga precaución al abrazar. Puede caerse o lastimar a un individuo. 10. Cinta de video del servicio para DVD, no se limite a llevar a cabo un casting en vivo. Mi PC no trabaja realmente bien. 11. Asegúrese de que las puertas de la iglesia no sean bastante difíciles de abrir o por lo menos que tengan asistencia mecánica si son inusualmente pesadas. 12. Por favor no me diga que si verdaderamente creyera y tuviera fe ya podría estar curado. Y no insistas en lo espectacular que luzco, porque sé que ese día me veo terrible y miserable. 13. Ofréceme formas de ser útil dentro de la iglesia que se logren hacer regularmente, pero no en un horario predeterminado. Verdaderamente quiero contribuir, pero necesito algo de elasticidad para lograr realizar un trabajo cuando me siento lo bastante bien. 14. Tenga notas de sermón accesibles para que logre escuchar después o sencillamente repasar lo que no entendí la primera oportunidad. 15. Reconozca la Semana Nacional de Concientización sobre las Patologías Crónicas Invisibles. Rest Ministries tiene una lista de los 100 superiores libros cristianos para los enfermos crónicos, teniendo algunos de esos libros en nuestra librería de la iglesia como una exhibición sería un alto alcance. 16. ¡Sólo hablemos de patologías crónicas! Mencionarlo en los sermones como uno de los retos que bastante gente combaten de la misma manera que el desempleo. 17. Tenga voluntarios cristianos de la iglesia que limpiarán la vivienda por una chiquita cuota. Algunos se han brindado a limpiar mi casa, pero todavía no puedo aceptar la caridad, pero tampoco puedo permitirme abonar un servicio regular de limpieza de la vivienda. 18. Ayude con varios de los chicos costos de proveer libros y elementos para la biblioteca de la iglesia que los enfermos crónicos tienen la posibilidad de conseguir. 19. Recuerde cuántos cuidadores hay en la iglesia, no sólo cuidando a sus padres, sino además a sus esposos o hijos enfermos. 20. Tenga copias del sermón en disco compacto o PC. Biografía del autor: Obtenga una descarga gratis de 200 Ways to Encourage a Chronically Ill Friend de “Beyond Casseroles” por Lisa Copen, sólo suscríbase a HopeNotes invisible disease ezine at Rest Ministries. Lisa fundó la Semana de las Patologías Invisibles

Bookmark the permalink.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *